la taquicardia se caracteriza por una alta frecuencia (superior a 100 por minuto en un adulto en reposo). Puede ser un anuncio o una consecuencia de una enfermedad cardíaca o extracardíaca y también adquirir una categoría de enfermedad en sí misma, a menudo superior a 150 por minuto. Existen diferentes clasificaciones médicas para esta afección, que incluyen:

  • Taquicardia helicoidal
  • Taquicardia ortodrómica
  • Taquicardias monomorfas
  • Taquicardia sinusal
  • Taquicardia ventricular

Son muy frecuentes, constituyen un problema de salud pública en Cuba y en el mundo. Aparecen a cualquier edad y en ambos sexos, con variaciones según el tipo de taquicardia.

Resumen

[ hide ]

  • 1 valoraciones
    • 1 Clasificación de taquiarritmias
  • 2 Cuadro clínico
  • 3 Diagnóstico
  • 4 tratamiento
  • 5 Complicaciones asociadas al procedimiento
  • 6 Véase también
  • 7 fuentes
  • 8 Bibliografía
  • 9 Enlaces externos

Clasificaciones

Clasificación de taquiarritmias

  • Taquicardias supraventriculares

Plan sinusal

  • Taquicardia sinusal apropiada o fisiológica.
  • Taquicardia sinusal inadecuada o patológica.
  • Reentrada sinoatrial.

Plano de oído puro

  • Aleteo auricular tipo I y II.
  • Taquicardia auricular ectópica.
  • Taquicardia auricular multifocal.

Mapa de AV Union

  • Taquicardia paroxística por reentrada ganglionar.

Tipo común Tipo no común

  • Taquicardia auriculoventricular de movimiento circular / vía accesoria

Ortodrómico. Antidrómico.

  • Taquicardia no paroxística de la unión AV.
  • Taquicardias ventriculares

Según su aspecto electrocardiográfico

  • Extrasístoles ventriculares.
  • Taquicardia ventricular monomórfica.
  • Taquicardia ventricular polimórfica.
  • Torsade de pointes.
  • Aleteo ventricular.
  • La fibrilación ventricular

Según la patología básica

  • En patología isquémica.
  • En miocardiopatía dilatada.
  • En miocardiopatía hipertrófica.
  • En displasia del ventrículo derecho.
  • En situaciones especiales (alteraciones electrolíticas, efecto proarrítmico de AAF).
  • En enfermedades sistemáticas (amiloidosis, sarcoidosis).
  • En la enfermedad de Chagas.
  • En el síndrome de QT largo congénito o adquirido
  • Idiopático
  • Taquicardia ventricular del tracto de salida del ventrículo derecho.
  • Taquicardia ventricular fascicular.

Las SVD NO ASOCIADAS CON EL SÍNDROME DE WPW se incluyen aquí:

  • Taquicardia auricular (multifocal y unifocal)
  • Taquicardias paroxísticas regulares (incluyendo

taquicardia intranodal (TRIN)

  • Taquicardia mediada por la vía accesoria oculta con propiedades de

conducción rápida tipo haz de Kent) mediada por una vía accesoria oculta de conducción lenta y decreciente (taquicardia de Coumel)

Todas estas formas de taquicardia tienen en común que:

  • Organizaron la activación auricular y la morfología del QRS.

durante la taquicardia similar a ritmo sinusal, que suele ser QRS estrecho (<0,08 s), excepto cuando hay un bloqueo funcional de una rama del haz de His.

  • Son diferentes en el sustrato y el mecanismo arritmogénico, que determina

su presentación clínica y respuesta al tratamiento.

Taquicardia auricular Definición El ECG se caracteriza por ondas P bien definidas, a una frecuencia entre 100 y 240 por minuto, generalmente es diferente en amplitud y eje eléctrico de la onda P sinusal. La conducción a los ventrículos puede ser 1: 1 o tener grados variables de bloqueo nodal 2: 1, 3: 1, etc. Usando maniobras de MSC o Valsalva, la actividad auricular y ventricular se puede disociar (produciendo bloqueo 2: 1, 3: 1) sin interrumpir la taquicardia. El intervalo PR es menor que el intervalo PR y puede ser igual, mayor o menor que el intervalo PR en ritmo sinusal. El QRS es similar en morfología al ritmo sinusal, aunque en las taquicardias de respuesta ventricular rápida puede presentarse con una aberrancia similar a un bloqueo de rama.

  • Multifocal AT.
  • TA monomórfica o unifocal.

Características del TA multifocal

  • Se identifican al menos tres morfologías de onda P diferentes (sin contar la onda P sinusal).
  • Su frecuencia es superior a 100 por minuto.
  • Los intervalos de PP son generalmente irregulares.
  • La respuesta ventricular es generalmente variable: 1: 1, 2: 1, 3: 1, etc., así como los intervalos PR y RR.
  • Más del 95% de las taquicardias auriculares multifocales se asocian con EPOC y / o IC descompensadas.
  • Los episodios duran varios días y se alternan con ataques de FA y FA paroxística.
  • El factor desencadenante es una descompensación de la patología subyacente y

facilita con:

  • Hipoxia
  • Valores elevados de teofilinemia y estimulantes.
  • Presencia de hipopotasemia, hipomagnesemia o hipocalcemia.

Funcionalidades TA monomórficas o monofocales

  • Se identifica una morfología de onda P única, que es diferente de la onda P del ritmo sinusal en amplitud y eje eléctrico.
  • Su frecuencia generalmente varía entre 100 y 240 latidos / min.
  • Clínicamente tienen dos formas de presentación: paroxística e incesante.

Taquicardias paroxísticas regulares con QRS estrecho sensibles a verapamilo / adenosina Definición Son taquicardias mediadas por un mecanismo de reentrada en el que el nódulo AV participa como un brazo del circuito, haciéndolos sensibles al verapamilo y adenosina. La frecuencia varía entre 120 y 250 por minuto (promedio entre 160-180). Hay dos tipos con diferentes mecanismos:

Taquicardia intranodal (TRIN) El mecanismo arritmogénico es el reingreso al nódulo AV. El sustrato funcional es la presencia de una fisiología nodal de doble vía. La relación A: V es generalmente de 1: 1. Desde un punto de vista electrofisiológico, se pueden distinguir dos formas según la velocidad de conducción de cada una de las vías nodales y la dirección en la que las atraviesa el frente de activación. Taquicardia:

  • TRIN (90%): lento / rápido: el estímulo es impulsado por el camino lento en

abajo y arriba.

  • TRIN infrecuente (10%): rápido / lento: el estímulo se canaliza

descenso rápido y descenso lento. Lento / lento: el estímulo se impulsa hacia abajo y hacia arriba en ambas direcciones con una velocidad de conducción lenta. Taquicardias ortodrómicas (TO) mediadas por una vía accesoria oculta

Taquicardia incesante de la unión AV (taquicardia de Coumel) Definición VTS mediado por una vía accesoria oculta con una velocidad de conducción lenta y decreciente. Anatómicamente, tienen una ubicación posterooseptal y tienden a ser incesantes. Su frecuencia varía de 100 a 240 por minuto. Su diagnóstico generalmente se realiza durante un examen de rutina o durante una taquicardiomiopatía.

Taquicardia ortodrómica (TO) si durante la misma se consigue una despolarización ventricular mediante el sistema de conducción específico (brazo anterógrado y vía accesoria como brazo retrógrado del circuito). Es la modalidad más frecuente en la clínica.

Taquicardia antidrómica: cuando se utiliza la vía accesoria como brazo anterógrado y el sistema específico como brazo retrógrado.

Cuadro clinico

Algunos pacientes lo perciben y lo describen muy bien (“fugitivo”, “paliza” de paloma…), especifican si está ordenado, su aparición repentina o progresiva, los factores desencadenantes. Otros no lo perciben en sí mismo, sino que se refieren a los síntomas que suele provocar (dificultad para respirar, dolor de pecho, mareos, sudoración, palidez, caries, pérdida del conocimiento). Es absolutamente variable y ocurre solo ocasionalmente o varias veces al día. Dura unos segundos u horas, e incluso puede volverse incesante. Termina espontáneamente o se necesita una acción para detenerlo.

La taquicardia a menudo se asocia con arritmia, pero no son sinónimos. La arritmia es cualquier latido del corazón que sea diferente de lo normal, debido a una alteración del origen del impulso en el corazón, su frecuencia, su regularidad o su conducción. Existe una gran diversidad de arritmias, y dentro de ellas se encuentran las taquicardias.

Diagnóstico

La taquicardia no es un problema aislado. En su diagnóstico, todo es importante: el interrogatorio de la paciente, su exploración física, los análisis de rutina, las pruebas de esfuerzo y sobre todo la secuencia de los electrocardiogramas. La investigación directa del sistema eléctrico del corazón mediante electrodos-catéteres tiene indicaciones precisas y se realiza en servicios especializados (en Cuba, en el Instituto de Cardiología y Cirugía Cardiovascular). Entre los trastornos cardíacos orgánicos que pueden ser la causa se incluyen: enfermedad cardíaca isquémica, enfermedades del músculo cardíaco o de sus válvulas, sus enfermedades congénitas, sus crecimientos cardíacos; y extracardíacos: hipertiroidismo, lupus eritematoso, enfermedades neurológicas. También proviene de alteraciones transitorias o en sujetos sin problemas orgánicos.

Diagnóstico diferencial

  • Análisis de ECG de superficie durante la taquicardia, realizado en

condiciones basales y / o después de maniobras que alteren la conducción AV, como la administración de MSC o adenosina. Este análisis se basa en la evaluación de la relación entre las frecuencias auricular y ventricular, y la morfología y localización de la onda P en relación con el QRS (intervalo PR / RP).

  • La FE complementa la valoración diagnóstica pero, al ser una prueba

invasivo, solo está indicado en los casos en que se considere el tratamiento mediante ablación por radiofrecuencia. Con la excepción de las taquicardias auriculares multifocales, la gran mayoría de estas taquicardias no se asocian con cardiopatía orgánica.

  • Se recomienda un ecocardiograma de seguimiento para todos los pacientes,

especialmente en niños y jóvenes, debido a una posible asociación con cardiopatías congénitas como la enfermedad de Ebstein, prolapso mitral o miocardiopatía hipertrófica, etc.

Los mecanismos de las taquicardias son complejos, su pronóstico y los comportamientos a seguir son diversos. Solo un análisis cuidadoso por parte del médico conduce a la decisión más sabia. Algunas cosas importantes quedan en manos del paciente: ir al médico, mantener los electrocardiogramas como una historia preciosa; No inicie, suspenda ni cambie las dosis de antiarrítmicos a voluntad. El paciente con taquicardia debe saber que se han abierto grandes ventanales para el diagnóstico y tratamiento para mejorarla o curarla. En Cuba, estas posibilidades están al alcance de todos los que las necesiten.

Tratamiento

Algunas taquicardias son potencialmente mortales, causan síntomas graves y requieren tratamiento de emergencia o para prevenir nuevos episodios. Otros no requieren tratamiento (que podría ser más perjudicial que beneficioso). A veces será necesario tratar la enfermedad que causa la taquicardia y no la taquicardia en sí.

Existen tratamientos con fármacos antiarrítmicos. La cirugía se ha utilizado en el pasado reciente, pero hoy en día el papel principal de la cicatrización de heridas es la ablación por radiofrecuencia (destrucción de la base de la arritmia con corrientes alternas de alta frecuencia). No es un procedimiento quirúrgico, tiene una alta tasa de éxito y raras complicaciones, y evita el apego del paciente a los antiarrítmicos. Por supuesto, sus indicaciones solo pueden ser tratadas por su médico. También existen dispositivos electrónicos de alta tecnología para resolver algunas taquicardias.

Las modalidades de tratamiento incluyen:

Farmacoterapia:

  • Antiarrítmicos del grupo IC (propafenona y flecainida)
  • Amiodarona
  • En los casos en que la taquicardia sea sensible a las catecolaminas, bloqueadores beta.

Ablación por radiofrecuencia:

  • Los AT monomórficos sin cardiopatía son selectivamente accesibles para causar taquicardia, independientemente del mecanismo arritmogénico subyacente. Sin embargo, una limitación es la escasa reproducibilidad por EEF de algunas de estas taquicardias, en particular las debidas a automatismos anormales.
  • Rara vez es posible tratar la PA asociada con cardiopatía orgánica mediante ablación selectiva. Se propone la ablación no selectiva del nodo AV asociada al implante definitivo de marcapasos en caso de fracaso del tratamiento farmacológico, ya sea en prevención de recaídas, bien en control de la frecuencia ventricular (con los mismos fármacos y supuestos que en taquicardias multifocales). .

Evaluación y tratamiento del paciente asintomático

  • Este tipo de arritmia generalmente se diagnostica mediante un ECG de rutina.
  • La ausencia de síntomas hasta el momento del diagnóstico no es un

garantía colateral de seguridad vial.

  • La muerte súbita, aunque rara, puede ser la primera manifestación de

la enfermedad.

  • La realización de un EEF no se justifica con el único fin de conocer el

localización y propiedades electrofisiológicas de la vía, sin recurrir a la ablación en el mismo procedimiento.

  • La terapia antiarrítmica profiláctica no está indicada en el paciente.

asintomático, ni parece necesaria la restricción de las actividades habituales.

  • Se recomienda evitar la práctica de deportes de alto nivel en competición.

Complicaciones asociadas con el procedimiento.

  • Grave: son infrecuentes:

– Bloqueo AV (tracto medioeptal y parahisianas septales posteriores).
– Embolia sistémica

– Están ligados a punciones arteriales y venosas (hematomas y trombosis venosas). La mortalidad es del 0,2%.

-Los factores asociados con la aparición de complicaciones mayores son la presencia de cardiopatía estructural y múltiples dianas en el procedimiento de ablación.
– La duración de la intervención y la experiencia del equipo que la realiza son también factores determinantes para el éxito y la tasa de complicaciones, lo que hace deseable que la ablación se realice en centros especializados y por electrofisiólogos experimentados.

Por F. Tips

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *